Archivo del sitio

Precariedad…

Evidentemente no soy el héroe de diversas hazañas que se me han atribuido, imprescindible es encontrarle insuficiencia e ingenuidad a mi mente en parte descarriada y profusa ansiedad… Fraguar un plan mágico que erradique de raíz la fragilidad que encuentro en mí y que por un prolongado tiempo escondía (o al menos así lo creo). Sé que como las hojas de otoño son desprendidas de los árboles con minúscula corriente de viento, quebradizo y poco resistente a las injurias que este triste mundo me ha demostrado tener. ¿Con qué contar? Si eventualmente el grisáceo crespón de estos días crudos y en cierta parte sin sentido me consumirá. Caigo a la cumbre de un abismo sucumbiendo como una gota de lluvia en una tormenta incrédula, llena de ilimitada energía de furia y expectativa de frenesís. Mi necesidad de desahogar mi dolencia al pernoctar bajo una tenue brisa de frenéticos escalofríos que rara vez me molestaban, me afectaban, me desagradaban…

Mis malestares acompañados de plañidos quizá al inicio poco notables y perceptibles ahora deciden revelarse en contra mía, deciden desbordarse y derramarse a mi alrededor, tornaré mi tez de un color inusual, tatuado de heridas causadas por los múltiples tropiezos que he presenciado, vivido y experimentado, lanzaría un grito al viento pero sin hacer ruido. Anhelo salir de este lugar, olvidar y continuar, por desgracia no es posible, pero veo el otro lado de mi situación y veo que dejo mucho por muy poco, es esto lo que me ayuda a impulsar mi fortaleza, necesito un abrazo…

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: